De izquierda a derecha, Juan Partal, José Jiménez, Joaquín Salcedo, Ignacio A. Castillo, Pablo Atencia, Juan Bautista y José Luis Palomo. Luis Manuel Gómez Pozo

La cofradía del Cautivo presenta la obra de Joaquín Salcedo durante un acto en el Patio de Banderas del Ayuntamiento y que se estrenará el próximo Lunes Santo

La cofradía del Cautivo culmina el conjunto procesional actual de la Virgen de la Trinidad con el nuevo palio del trono, completamente bordado, y que será estrenado el próximo Lunes Santo de 2019. La obra fue presentada este sábado, 16 de marzo de 2019, durante un acto que tuvo lugar en el Patio de Banderas del Ayuntamiento de Málaga, y que estuvo a cargo del secretario general de la hermandad Pedro A. Jerez Palomo.

Se trata de una obra concebida y ejecutada por el artista malagueño Joaquín Salcedo Canca, que concluye de esta forma más de una década de trabajo inspirado en la Virgen de la Trinidad, entre el bordado del manto de la dolorosa, el techo de palio y, estos tres últimos, dedicados a la confección de las bambalinas, bordadas tanto en su zona exterior como interior.

Palio de Mª Stma. de la Trinidad instalado para su presentación en el Patio de Banderas del Ayuntamiento de Málaga. Luis M. Gómez Pozo

El cabildo de hermanos del Cautivo celebrado el 27 de junio de 2016, aprobó el proyecto de ejecución de esta última fase del ajuar procesional de la Virgen de la Trinidad, retomando así el proyecto iniciado en anteriores mayordomías, tras la intervención episcopal por la que atravesó la hermandad durante el 2015, año en que se estrenó el techo de palio.

En ese cabildo, Joaquín Salcedo presentó un nuevo diseño en el que introdujo modificaciones respecto al primero que dibujó en 2005, con el objetivo de adaptar el palio a las dimensiones actuales del trono, como ya hizo con el techo, y para desarrollar su evolución artística experimentada en este tiempo. También para adecuar la ornamentación a la del propio techo, en el que ya se tuvieron que modificar algunos elementos durante el proceso de creación. Para acometer este diseño, el autor siguió las pautas ya marcadas anteriormente por el manto de procesión y su techo de palio.

El frontal se compone de tres paños. Cinco, en los laterales. En la parte central de cada uno destaca un ánfora escoltada por dragones, elemento principal, identificativo de Casielles, que se repite en el manto y el techo del palio. Remata, a modo de cornisa, una importante moldura recta, quebrada con distintos volúmenes y sobre estas otra doble moldura a modo de peana, que aparece en los puntos más altos, que recorre en horizontal toda la parte superior de la obra, dotándola de una importante personalidad y estilo. Se corona con una rotunda, pero a la vez, delicada crestería compuesta por macetillas, cintas y flores, que hacen claramente referencia a las virtudes marianas y de todo el palio una ofrenda a la Madre de la Trinidad.

Todo esto hace que sea un palio muy personal y elegante, aún más volviendo a verse incrementado ahora en su borde inferior, festoneado y enriquecido que hace remate a la obra, que lo recorre a modo de galón, que va repetido anteriormente tanto en el remate de la gloria del centro del techo de palio y en los remates de su saya de coronación.

Bambalina frontal y techo del palio de la Virgen de la Trinidad. Luis M. Gómez Pozo

El diseño se compone de una entrelazada hojarasca, que es símbolo plástico de la regeneración de las almas a través de las buenas obras, dejando aparecer entre ésta grupos de rosas, símbolo de la perfección, manifestando la belleza física y espiritual de la Virgen María como Madre del Altísimo. Éstas van agrupadas en grupo de tres, que quieren hacer referencia inequívoca a la Trinidad Santísima -Padre, al Hijo y al Espíritu Santo- , que forman entre las tres una sola unidad y, por ese motivo, se toma como símbolo trinitario.

Para la elaboración de esta obra se han empleado solo hilos dorados, al igual que en su manto de procesión. Se prescinde en las bambalinas del uso de sedas, para reservar el color únicamente en las impresionantes y únicas escenas multicolor que aparecen en el techo de palio. Se han empleado para su realización distintos puntos de bordados, entre ellos destacan los empedrados, la mosqueta, la media onda, la media onda doble, el setillo, la puntita, la puntita doble y muchos de ellos combinados entre ellos para realizar puntos más elaborados y ricos.

La técnica de la cartulina u oro extendido, se emplea también voleadas, alistadas, lisas y torneadas. Asimismo, se ha utilizado, para enriquecer la pieza la técnica más elaborada de la hojilla y se complementa y adorna con lentejuelas de varios números de calibre pequeño, canutillos, canutillo inglés y cristal blanco de Swarovski, traído de Austria.

Presentación del nuevo palio para la Virgen de la Trinidad. Luis M. Gómez Pozo

Las morilleras que rematan la obra también son exclusivas y dotan de una gran identidad a todo el conjunto.

Las barras, a su vez, serán elevadas con unos calzos de 16 centímetros para tratar de paliar y corregir la desproporción del trono motivada por la ampliación sufrida por el cajillo en el año 2015.

El palio permanecerá expuesto en el Patio de Banderas del Ayuntamiento y podrá ser visitado el lunes 18 y el martes 19 de marzo, en horario de 9.00 a 14.00 y de 17.00 a 20.00 horas.

Departamento de comunicación de la cofradía del Cautivo y la Trinidad. Establece contacto directo con esta área a través de la dirección de correo electrónico comunicacion@cautivotrinidad.com o el número de teléfono 676 488 873.