Cautivo Málaga – Señor de Málaga – Lunes Santo 2021

1407

El artista Pablo Cortés del Pueblo explica el proceso creativo del cartel anunciador ‘Lunes Santo 2021’, presentado en San Pablo tras el cuarto día de quinario a Jesús Cautivo. «El Lunes Santo que esperamos está más cerca, el Cautivo está cerca». Reproducimos de manera íntegra su intervención durante el acto

Antes de descubrir el cartel, me gustaría contarles cómo y con qué idea nació esta obra, para que cuando lo vean, vean y sientan lo que he sentido yo.

En primer lugar, quiero dar las gracias a Ignacio Castillo y a su junta de gobierno por la confianza que han depositado en mí y por la que he tenido el grandísimo honor de dejar una pequeña huella en la inmensa historia de esta cofradía, que es parte de la historia de Málaga y de nuestra cultura.

No hablo solo del cartel. Hablo de todo cuanto he tenido el privilegio de poder anunciar o idear para esta cofradía, pues han sido cuatro mis carteles de feria, así como la actual imagen corporativa de la hermandad. También he tenido el gusto de realizar una felicitación navideña y en algún lugar del estudio del insigne Juan Manuel Miñarro debe haber colgado un cuadro que lo nombra asesor artístico del Cautivo y que yo he pintado. Todo esto ha sido para mí un regalo de Ignacio y de su Junta. Un regalo quizá más grande de lo que ellos mismos creen.

Porque pintar al Cautivo, en cualquiera de sus facetas, es pintar al barrio de la Trinidad y es pintar a Málaga. Es una manera de contar la idiosincrasia malagueña, lo que nos hace puros, lo que nos da el nombre. Y eso, para alguien foráneo de nacimiento como yo, es una manera de sentir que su raíz ya tiene un hueco en esta tierra. Por eso, este agradecimiento va más allá del rigor y nace desde el corazón.

Como les digo, pintar al Cautivo es sentirse malagueño. Y pintar el cartel de un Lunes Santo es el honor más grande que esta hermandad le puede hacer a un pintor. Y yo quiero devolverle a la cofradía el honor con todo lo que me nace de dentro cuando hablamos del Cautivo.

Cuando Ignacio me llamó para hacerme este encargo, lo primero que pensé fue: “Jo, ¿este año que no hay procesión?” Pero él me dijo que la intención de la hermandad era (y es), hacer que la gente sienta cerca al Cautivo y a su Madre de la Trinidad en un nuevo Lunes Santo raro. Entonces entendí el reto.

Tengo que decir que este no es el cartel que yo hubiera pintado para el Cautivo. Pero este año no es uno más, y, las cosas del Señor, así lo ha querido Él.

Así que ese es el objetivo de este cartel, hacerles sentir a ustedes y a todo el que lo vea, que el Lunes Santo que esperamos está más cerca, que el Cautivo está cerca.

La obra la he titulado ‘Retablo de Lunes Santo’ y la he concebido como un altar, para que, allá donde se pegue este cartel, la gente pueda rezarle al Cautivo, pueda sentirlo cerca, pendiente de sus ruegos y sus promesas.

Me gustaría también que al verlo, la gente reconozca Málaga y reconozca a la Trinidad. Puesto que este año, el Señor de Málaga no se mueve de su barrio y en este barrio es donde reside la esencia de lo malagueño, de lo puramente nuestro.

Con este retablo, quiero que la gente pueda soñar con una noche de Lunes Santo, cuando los cofrades más ‘jartibles’ y los más trinitarios acompañan al Cautivo y a la Virgen de la Trinidad en su regreso a casa.

Y por supuesto, he querido que Málaga no se quede sin poder hacerle su promesa al Señor y acompañarlo. De hecho, en este cartel, estamos todos: los que pedimos y aquellos por los que pedimos.

En definitiva, esta obra nace con la intención de ser la compañía de todos los devotos del Cautivo y de la Virgen de la Trinidad, que sea un altar para que allá donde se cuelgue, la gente pueda sentirse cerca del Señor de Málaga y poder hablar con el de tú a tú, tal y como podemos hacer cada día en su capilla. Es una oda a Málaga, a la Trinidad  y a los cofrades. Y como tal espero que así lo reciban.

Si les parece, le robo el papel de presentador a Samuel (con todos mis respetos) y llamo al hermano mayor para que descubramos el cartel y termino de explicarles.

Samuel Quintero, presentador del acto, Pablo Cortés del Pueblo, Ignacio A. Castillo y Pablo Antencia, junto al cartel ‘Lunes Santo 2021’ ante el altar del Señor.
DESCUBRIMOS CARTEL

Bueno, como ven, lo primero que llama la atención es la imagen del Señor, que se presenta mirando directamente al espectador, para hacerle parte integrante de la propia obra y fomentar un diálogo directo con el Señor. La imagen aparece cubierta por un halo de luz y fuego, queriendo significar la fuerza del Espíritu Santo. Estoy seguro que esa fuerza es lo que le aporta esa magia especial a Jesús Cautivo y por la que despierta tantísima devoción. Esta imagen está tomada de una fotografía de mi amigo, compañero y mejor profesional, Juanma Sánchez, quien, por esas “cosas del Señor”, ha sido también el responsable de la fotografía y edición de este cartel. Gracias Juanma, te lo dije y lo repito: no había nadie mejor para completar este trabajo.

Ven que el Cautivo está bajo la bóveda del altar mayor de San Pablo. Esta es mi manera de representar la situación actual y que no habrá procesión este año. Es por ello que el Señor se presenta en su casa. Pero una casa algo transformada. San Pablo se mimetiza con su entorno y se convierte en un corralón trinitario. Esta es una forma de decir que Jesús Cautivo y la Virgen de la Trinidad se quedan en casa, sí, pero en la casa de todos. Además, el templo se presenta a cielo abierto, cuajado de estrellas. Ellos representan a todos aquellos que ya descansan junto al Señor y que seguro son objeto de nuestras peticiones. Ahí están “por los que pedimos”.

A ambos lados de la imagen se abren dos arcos con dos escenarios. A la izquierda, el ALFA, donde nace esta devoción, el barrio de la Trinidad. Y un sueño, el que todos los cofrades anhelamos: volver a ver el palio de la madre del Señor volviendo en la noche cerrada por la calle que lleva su nombre. De hecho, de nuevo aquí me sirvió una foto, esta vez antigua, como inspiración para esta escena. A la derecha del Cautivo, el OMEGA, Málaga como cierre de un discurso devocional perfecto. Lo que la Trinidad nos entrega, Málaga lo recoge para confirmar que la fe en el Cautivo es parte de nuestra identidad. En este caso, la Catedral se convierte en la tercera torre de este discurso eternamente trinitario. Abajo, tres velas de promesa representan la petición y a su lado, la fuente ornamental de la plaza del Obispo representa lo que pedimos: salud y vida, Señor.

A los pies del Señor, un gran frente de claveles rojos nace de la propia esencia de Málaga: el mar. Esta es la parte fundamental que hace especial este cartel. Esos claveles tan clásicos del traslado en el Sábado de Pasión, quieren representar las promesas al Señor del Lunes Santo. Por eso le pedí a varias personas que pensaran en lo que le dirían a Jesús Cautivo o a la Virgen de la Trinidad si fuera Lunes Santo y la procesión fuera a salir. Que imaginaran la conversación con sus Titulares antes, durante o después del desfile. Que lo resumieran en una frase (algo difícil), y que lo escribieran a mano sobre un papel del que luego yo me he ocupado de transcribir. Que pidieran, que hablaran, que rezaran al Cautivo y a la Trinidad y de manera anónima nos regalaran ese sentimiento que hace tan especiales a estas dos devociones. Aquí podemos ver conversaciones con el Señor de gente allegada a mí, mi familia y amigos. Pero también y más importante, a la gente de la hermandad, de todos sus ámbitos. Por eso hay frases de nazarenos, portadores, músicos de la sinfónica y de la banda de cornetas… Y hay una frase de un devoto involuntario: “Trini eres la mejor, te quiero mucho”. Es el resumen de la carta que un tal Micky le dejó a la Virgen cuando los Titulares estaban en la parroquia de la Amargura durante los arreglos de la iglesia de San Pablo. La carta es más larga, pero con esas dos frases se resume perfectamente la esencia de todo esto. A Micky y a todos los demás les quiero dar las gracias por darle magia a este cartel. Por eso, mi promesa y mi agradecimiento van plasmados en el canto de este cartel. Para que en la posteridad nadie olvide los nombres de aquellos que dejaron por escrito su devoción al Cautivo.

Verán que hay un clavel que está sin firmar. Ese es para ustedes. Para que todo el que se lleve el cartel a casa pueda materializar su promesa o su agradecimiento a sus titulares trinitarios.

Por último, el texto: Cautivo Málaga – Señor de Málaga – Lunes Santo 2021. Este sería un orden normal de lectura. Pero he querido jugar con su presentación para que ustedes lean lo que más les guste: Señor de Málaga, Cautivo, Señor de Málaga… Elijan ustedes, como eligen su manera de querer al Cautivo y a su Santísima Madre.

Nada más, perdón por excederme tanto, pero aquí había mucho que contar y no quiero que pierdan detalle. Gracias por venir y por su compañía. Gracias de nuevo a la cofradía y sobre todo, gracias al Cautivo y a la Trinidad por dejarme estar tan cerca de Ellos. Durante semanas han convivido conmigo en casa y eso no está pagado. Ojalá pronto quepamos más en estos actos porque por fin la pandemia se haya marchado. Gracias, y muchísima salud para todos.

Reproducciones disponibles

Los carteles estarán disponibles a partir del próximo miércoles, 3 de marzo, en los columbarios de la cofradía [Pasaje María La Faraona], en el horario habitual de la tienda oficial: lunes, miércoles y viernes, de 10.00 a 12.00 horas; y sábados, de 16.00 a 18.00 horas.

Departamento de comunicación de la cofradía del Cautivo y la Trinidad. Establece contacto directo con esta área a través de la dirección de correo electrónico comunicacion@cautivotrinidad.com o el número de teléfono 676 488 873.